Nuevos usos para la seda de algodón: MIT y arquitectura

El reconocido Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT por sus siglas en inglés) es mundialmente reconocido por sus centros de estudios y también por realizar algunas de las investigaciones más vanguardistas en diversos temas. La tecnología del mañana puede provenir de donde sea, incluso de los gusanos de seda, a los cuales conocemos y domesticamos desde hace varios siglos.

Pero el giro que le ha dado la investigadora Neri Oxman, del centro Media Lab, es bastante interesante. ¿Qué tal si se pudiera controlar la estructura con la que los gusanos disponen la seda? El resultado se puede resumir en la siguiente imagen, pero las implicaciones van incluso más allá.

Gusanos de Seda en el MIT

Este trabajo de “impresión híbrida” se ha bautizado con el nombre de CNSilk. Se trata de un programa estilo CAD con el cual se fabrica una estructura base la cual servirá como guía para que los gusanos creen el resto de la estructura. El resultado final se obtiene después de varios días y unos cuantos miles de gusanos.

Se trata de una demostración bastante avanzada de lo que se puede hacer a través de la biomimética, el estudio encargado de interpretar, replicar y hacer uso de los comportamientos de la naturaleza.

¿Y cómo para que podría servir?

Bueno, las aplicaciones son bastantes, ya que lo que tenemos enfrente es una impresora de grandes estructuras (se habla de poder crear estructuras del tamaño de una casa) completamente biodegradables. Así que podríamos decir por lo pronto que se trata de la impresora 3D más grande del mundo, y aparte es sustentable.

La seda se ha empleado desde los orígenes de las primeras civilizaciones (3.000 a.C.) y hoy en día continúa siendo una industria de gran peso en la economía, por lo que indudablemente alguien le verá una utilidad a un proyecto como este. Por lo pronto es un proyecto digno de una exposición de arte posmoderna ¿no?

Anuncios:



Búsquedas a esta página

  • usos de algodon

Comentarios:

Enlaces patrocinados: